Inicio » Olavarría » La transparencia no es una opción, es una obligación

La transparencia no es una opción, es una obligación

Los concejales Ernesto Cladera, Franco Cominotto y Fernanda Araneo presentaron un proyecto de ordenanza para que el municipio instrumente el acceso al sistema RAFAM a través de la habilitación de una terminal de computadora en sede del Honorable Concejo Deliberante.

Suscríbase al boletín de y reciba la información destacada del día por e-mail

concejales frente amplio
ste pedido surge por la necesidad de acentuar la transparencia republicana administrativa, y la obligación por parte de los organismos del estado de cumplimentar con el derecho ciudadano del acceso a la información pública. Por otra parte, en consultas realizadas ante la delegación Azul del Honorable Tribunal de Cuentas, han ratificado la obligación del municipio para con los ediles para habilitar una terminal con acceso al sistema RAFAM.

El sistema RAFAM (Reforma de Administración Financiera en el Ámbito Municipal) no es otra cosa que un sistema informático que cumple con las características de sistema integrado, registro único y que brinda todas las salidas posibles de información financiera del municipio. Este sistema fue creado a los efectos de mejorar la administración financiera de los municipios y al mismo tiempo armonizar la gestión de los recursos públicos con el sistema provincial y nacional.

¿Cuál es la utilidad del RAFAM? Surge claramente del texto de la ley: brindar información oportuna y confiable y evaluar la gestión de los responsables de la administración de los recursos públicos. Estos conceptos son de aplicación práctica tanto en la nación, la provincia y los municipios.

Estas dos funciones convergen en un concepto indispensable en cualquier sistema de administración: EL CONTROL. Al margen de la actividad jurisdiccional (controlar y establecer sanciones) que debe realizar el Tribunal de Cuentas de la Provincia, el Concejo Deliberante debe avocarse al tratamiento de la Rendición de Cuentas donde se analizan: el grado de cumplimiento de los objetivos planteados en el presupuesto, los informes de ejecución de gastos, las cantidades de bienes y servicios producidos por el Estado, las cuestiones del personal, las inversiones, el crédito público, etc.

El tratamiento parlamentario de las cuentas públicas tiene su origen en el corazón mismo del sistema republicano, es decir en la división de poderes. Por lo tanto es indispensable contar con “todas las salidas posibles de información financiera” y con “información confiable y oportuna” para su tratamiento. Es decir que se requiere el acceso al sistema RAFAM, para mejorar el control del uso de los fondos públicos, proteger el patrimonio del Estado y analizar la responsabilidad de los administradores.

En definitiva, el acceso al sistema RAFAM no implica ni más ni menos que la posibilidad de ejercer la representación del pueblo y las tareas propias de la función pública de los concejales de manera más eficiente y efectiva en pos de contribuir a la correcta utilización y administración de los recursos públicos.

www.7400noticias.com.ar

Olavarría Noticias

Verifica también

Por el paro anunciado para este martes, todas las oficinas de Coopelectric permanecerán cerradas

Desde la entidad indicaron que el martes 25 de septiembre la sede administrativa de Coopelectric …