Inicio » El País » El Congreso dio media sanción al proyecto que limita aumentos en las tarifas de servicios públicos

El Congreso dio media sanción al proyecto que limita aumentos en las tarifas de servicios públicos

La Cámara de Diputados aprobó esta noche por 133 votos afirmativos, 94 negativos y 3 abstenciones, el proyecto impulsado por la oposición para limitar los aumentos en tarifas de servicios públicos.

Suscríbase al boletín de y reciba la información destacada del día por e-mail

 

La iniciativa propone retrotraer las tarifas a noviembre de 2017 y subordinar los aumentos en las facturas de luz, agua y gas a la evolución de los salarios (para los consumos hogareños) y al índice de precios mayoristas del Indec (para las PyMes).

Después de más de doce horas de debate, la iniciativa obtuvo media sanción. Fue modificada en la votación en particular y será girada ahora para su tratamiento en el Senado. A la hora de los cierres de bloques, Felipe Solá, del Frente Renovador, sostuvo que “no admito que hablen de irresponsabilidad de la oposición; la mayoría del pueblo no puede pagar estas tarifas”.

Pablo Kosiner, titular de la bancada Argentina Federal, afirmó que el proyecto opositor “no habla de congelamiento de tarifas, ni vulnera la capacidad de las provincias, pero han cambiado las metas en la Argentina y hay que proteger a la gente”.

Por la bancada del FpV-PJ, el jefe de bloque, Agustín Rossi, manifestó que “venimos a darle una respuesta al conjunto del pueblo argentino; no somos lobbystas de ninguna empresa, somos representantes del pueblo”. “Es un aporte del conjunto de los bloques de la oposición. Venimos a defender a los argentinos, no es en contra del gobierno”, sostuvo Rossi.

El diputado Mario Negri, titular del interbloque Cambiemos, argumentó que el Ejecutivo “está tratando de terminar la historia de un país que gasta más de lo que produce” y criticó el dictamen opositor al considerar: “No podemos acompañar algo que agravaría el déficit fiscal; sería una irresponsabilidad absoluta frente a lo que vivimos”.

Después de una primera sesión especial pedida por el oficialismo, en la que la Cámara aprobó las leyes de Financiamiento Productivo y de Defensa de la Competencia (ver aparte), el presidente Emilio Monzó dio inicio a una segunda sesión especial, pedida por diputados opositores, para tratar el proyecto denominado de “emergencia tarifaria”. El debate se extendió desde mediodía hasta medianoche.

La iniciativa llegó al recinto con dictámenes a favor y en contra, después de haber sido analizado en distintas comisiones. La sesión especial para debatir sobre tarifas fue solicitada por el diputado salteño Pablo Kosiner (Interbloque Argentina Federal).

Durante el debate, el oficialismo calificó al proyecto de “demagógico y populista”. La oposición rechazó esas acusaciones y definió a la iniciativa como respuesta a “una cuestión social insoslayable”.

El presidente de la comisión de Presupuesto, Luciano Laspina, cuestionó el proyecto desde la bancada oficialista: “El congelamiento de las tarifas nos dejó sin energía, sin dólares en la balanza comercial, sin reservas, y con una bola de subsidios dilapidados sin discriminación de clase social, tipo de empresa o actividad. Mientras los más ricos pagaban tarifas de regalo, los más vulnerables pagaban garrafas a precio internacional”, afirmó.

Desde el Frente para la Victoria, Axel Kicillof contestó: “Es mentira que Argentina haya tenido los subsidios a la energía más altos del mundo”. “Todos los países desarrollados subsidian la energía. La política energética de nuestra gestión fue recuperar YPF y la soberanía enrgética”, expresó.

En la misma línea, el diputado Máximo Kirchner afirmó que “es mentira que las tarifas hayan estado congeladas” y mostró recortes de diarios de 2014 en los que se leían titulares referidos a un “aumento del 200% en las boletas de gas”.

En nombre de la bancada del FpV, los diputados Kirchner y Moreau también exhibieron boletas de servicios “por montos exorbitantes” que, según afirmaron, les llegaron a comedores comunitarios y usuarios de barrios humildes.

El diputado Diego Bossio (Argentina Federal) afirmó que “no vamos a permitir que nos califiquen de golpistas. Acá no estamos discutiendo gobernabilidad sino lo que les sucede a miles de argentinos, a quienes no sólo les aumentan las tarifas; les aumentan los precios del supermercado, de la prepaga, de la cuota del colegio”.

Desde el interbloque Argentina Federal, los diputados Martín Llaryora y Javier David remarcaron que “el interior paga tarifas más caras que Buenos Aires”; “no es demagógico atender un problema social que ha alcanzado enorme gravedad” y “no estamos fijando tarifas sino limitando aumentos exorbitantes”.

La diputada Graciela Camaño, del Frente Renovador, habló de “un enorme negociado” detrás de “la generación y distribución de energía”. Afirmó que “no se cumple el fallo de la Corte sobre tarifas” y “se ha manejado el tema con ocultamientos”.

Por su parte, el diputado Martin Lousteau, de Evolución Radical, se refirió a la propuesta de su bloque, que contempla “modificar las tarifas gradualmente en ocho años, sin tanto impacto inflacionario y en el nivel de actividad”.

“No es solamente el nivel de las tarifas lo que genera preocupación y angustia, sino también lo que va a pasar en el futuro. En nuestro proyecto damos cierta previsibilidad y somos responsables con el costo fiscal”, explicó Lousteau.

Nicolás del Caño, del Frente de Izquierda, adelantó que acompañarían el dictamen opositor “porque representa un paliativo para los que están sufriendo los tarifazos”. No obstante, señaló que “insistimos en una salida de fondo: retrotraer y anular los tarifazos, planteamos que se realice una auditoría para conocer adónde fueron los subsidios”.

Leonardo Grosso, de Peronismo para la Victoria, y Victoria Donda, de Libres del Sur, también criticaron el aumento de las tarifas. En tanto, José Luis Ramón, del Partido Intransigente, se refirió a la problemática energética en su provincia, Mendoza, al igual que Ivana Bianchi, de Unidad Justicialista, en relación a San Luis.

Alejandra Rodenas, de Nuevo Espacio Santafecino, reclamó “la imperiosa necesidad de retrotraer las tarifas”, y Luis Contigiani, del Partido Socialista, consideró que la medida del Ejecutivo “es un negocio para las empresas energéticas”.

Los diputados Alejandro Ramos, de Primero Argentina; Omar Félix, de Somos Mendoza; y Juan Manuel Pereyra, de Concertación Forja; sumaron igualmente voces en contra de los aumentos de tarifas. Fernando Brügge, de Córdoba Federal, argumentó que “tenemos cubierto el aspecto constitucional” para avanzar en el dictamen opositor.

Olavarría Noticias

Verifica también

Encontraron los restos del ARA San Juan, a un año de su desaparición

Fue localizado ayer sobre el lecho marino a unos 800 metros de profundidad en el …